Las 10 fronteras más increíbles y curiosas del mundo!!! la #2 es hermosa!!

Advertisment
Ke Relax

Marcar las fronteras de los países siempre ha sido muy importante, recordemos que todas la guerras se han suscitado por tener control de la mayor parte de tierra en el mundo ya que esto refleja poder.

Por eso es importante tener el control en el territorio y vigilar quien entra y sale, ya que se debe mantener el orden y convivencia con los ciudadanos y no permitir que personas de otros países entren en grandes masas, ya que implicaría un gasto mayor en alimentación e instancias médicas, así como generar mayor empleo.

Por eso te presentamos algunas fronteras que no son tan cuidadosas o que no se ven tan malvadas, sino más bien son naturales o dan a conocer que no tienen tanto problema con su país vecino, en comparación de muchas otras que solo de verlas dan miedo.

¿Qué opinas de estas fronteras? De estas, ¿cuál te gustó más?

 

¿Cuál conoces que sea totalmente lo contrario?


Advertisment

1. La carretera que une (o no) Bulgaria y Grecia

0
0 votos

Uno de los paisajes más bellos del Este de Europa, sin dudas, se encuentra en la franja que cubre los países que acogen los montes Cárpatos. Su belleza natural es incomparable así como la exuberancia de sus fronteras, en este caso, entre Bulgaria y Grecia, que comparten casi 500 kilómetros de frontera común de tierra. Cerca del Mar Negro, la Ruta 86, una importante vía búlgara, atraviesa diferentes localidades como Asenovgrad, Chepelare y Smolyan antes de continuar al sur hacia la frontera con Grecia. Los búlgaros construyeron la ruta hasta la frontera y se esperaba la contraparte griega, pero ésta nunca llegó por problemas financieros. Así, la carretera que une a estos dos países quedó a medias y a formar parte de este listado de las más peculiares.

2. La remota frontera entre Corea del Norte y China

0
0 votos

 De entre los paisajes más agrestes y remotos, la frontera común entre la República Popular China y Corea del Norte sería uno de los más accidentados y apartados, aunque de una belleza incomparable. En el caso norcoreano, por ser una nación cerrada al mundo, su frontera es casi inaccesible. Sin embargo, hay un lugar entre estos países donde no hay presencia militar de ninguno de los dos lados. Este es el Lago Celestial, también conocido como Lago Tianchi, cuya belleza es excepcional y la frontera pasa justo por la mitad de la cascada y del lago. Un lugar incomparable.

3. La árida separación entre Marruecos y Argelia

0
0 votos

Hay fronteras por así llamarlos ‘disfuncionales’. Esto ocurre cuando la ruta que debe unir a ambas naciones tiene pista de un lado, pero nada del otro. Así es la frontera física entre Marruecos y Argelia, en pleno desierto del Sahara, que fascina y encanta por su maravilloso y áridos paisajes. La autopista “Este-Oeste” discurre en Argelia desde la frontera con Túnez, en el este, hasta la frontera con Marruecos, ya en poniente. La citada ruta acaba de forma abrupta exactamente en la frontera marroquí, que está cerrada desde hace 15 años.

4. Las remotas Georgia y Azerbaiyán

0
0 votos

Las exrepúblicas soviéticas conservan gran parte de su patrimonio histórico y de su belleza natural. Georgia y Azerbaiyán, que formaban parte del égido de la Unión Soviética hasta 1990, comparten hoy unos 300 kilómetros de frontera física común, que posee una rica historia cultural.Este se refiere a un paso fronterizo que tiene que ver con un puente de piedra construido en el siglo XVII. Fue utilizado por décadas hasta 1998, cuando fue reemplazado por una pasarela más moderna. Pese a supuestamente ya no está en uso, lo cierto es que camiones, automóviles y personas lo siguen usando a diario, sobre todo para tomarse fotos en él.

5. La agreste frontera entre Tayikistán y Afganistán

0
0 votos

Asia Central está colmada de accidentes geográficos, cordilleras nevadas y países que hace 25 años no existían como Tayikistán, una nación que formaba parte de la Unión Soviética. La separación física entre este país y Afganistán está caracterizada por la blancura de la nieve, ya que la cadena montañosa del Pamir posee elevaciones superiores a los 5.000 metros.Debido a las constantes nevadas, la demarcación entre ambos países debe hacerse de manera contínua. Las zonas altas reciben hasta 20 metros de nieve durante el invierno y, aún así, los guardias fronterizos de Tayikistán deben pasar frecuentemente para demarcar la frontera en la nieve. El objetivo es saber hasta dónde llega el país y, de paso, recorrer la zona fronteriza para prevenir la migración ilegal, el contrabando y el narcotráfico.

6. Moldavia y Ucrania, antiguas naciones soviéticas

0
0 votos

Hay fronteras que no son precisamente una muestra de modernidad, quizás sea por una cuestión que tenga que ver con la economía de un país, pero entre Ucrania y Moldavia, el tiempo parece haberse detenido, y que aún siguen perteneciendo a la gran unión formada luego de la revolución bolchevique. En la región sur, en la frontera común entre estas naciones, existe una región llamada Gagauzia -que es pro-rusa, y para rememorar la antigua grandeza soviética se erigió un enorme monumento que da la bienvenida al visitante. El monumento no podría ser otro que el de Lenin.

7. Un aeropuerto entre EEUU y Canadá, el límite más inverosímil

0
0 votos

EEUU y Canadá comparten una vasta y variada frontera, donde abunda la exuberante vegetación y maravillosos atractivos naturales como por ejemplo las cataratas del Niágara, conocidas mundialmente, o los grandes lagos. Pero también conoce de divisiones políticas bastante peculiares y que son muy poco conocidas. Este hecho particular se produce entre el estado de Minnesota (Estados Unidos) y la provincia de Manitoba (Canadá) en un sector donde abunda la vegetación, muy cerca de Winnipeg (la ciudad más importante de la región. Allí, en Piney Pinecreek, canadienses y estadounidenses comparten el aeropuerto, cuya línea divisoria pasa exactamente sobre la pista de esta terminal aérea.

8. La exuberante naturaleza que divide a Polonia y Ucrania

0
0 votos

De los paisajes más abundantes del este de Europa, la frontera que divide a ucranios de polacos es una de las más exuberantes del viejo continente, por sus tupidos bosques enclavados en los montes Cárpatos, al sur de estos dos países. Antiguamente, la división política señalaba que Ucrania, hoy independiente, formaba parte de la Unión Soviética, y Polonia, aunque soberana, se incluía dentro de la órbita de Moscú. Pero atrás quedaron los años de la Guerra Fría, a y la frontera casi militarizada entre polacos y la otrora república soviética hoy más bien ha dado paso a una división hasta casi curiosa. Cada año Polonia y Ucrania llevan a cabo un festival de la “buena vecindad” y para celebrarlo, el artista polaco Jaroslaw Koziara diseño dos peces sobre la frontera: el de arriba con la cola en Polonia y la cabeza en Ucrania y el de abajo al revés. Los peces están localizados entre las poblaciones de Horodyszcze en Polonia y Variazh en Ucrania.

9. La división entre Nueva Guinea e Indonesia

0
0 votos

Es una de las zonas más remotas del planeta, en la isla de Nueva Guinea convergen dos países: Indonesia y Papúa Nueva Guinea, éste último es considerado uno de los países con más diversidad cultural del mundo y en donde se contabilizaron hasta 848 idiomas distintos, de los cuales 836 siguen hablándose. En la localidad de Botar, al sur de la isla de Nueva Guinea, el paso fronterizo posee una particularidad: la bienvenida hace alusión religiosa cristiana, que es una de las religiones que se practica en este estado insular entre Asia y Oceanía de poco más de 7 millones de habitantes. Del otro lado de la frontera, la población y su credo son completamente diferentes: más de 250 millones de habitantes (es el cuarto país más poblado del mundo) y de mayoría musulmana.

10. La militarizada región que divide a Djibouti y Eritrea:

0
0 votos

El cuerno de África no sólo es una de las regiones más pobres del mundo, es también una de las zonas más conflictivas en países como Eritrea, Etiopía, Djibouti o Somalia, donde las hostilidades son moneda diaria, con su enorme coste económico y en vidas humanas. Justamente, entre los pequeños estados de Eritrea y Djibouti se enfrascaron en un conflicto bélico por el control de Ras Doumeira, un importante y estratégico emplazamiento en las costas del Mar Rojo.

Advertisment
¿Te gustó este contenido?
0
0 votos

¿Qué opinas?