No Bored
tuul 74918 puntos 04/11/2019 2 visitas Reportar

Todos en el mundo, absolutamente todas las personas en el mundo, odiamos a alguien, o tal vez no odiar odiar pero sí no tragar a alguien, una persona que nos cae mal y no la podemos ver ni en pintura, esos que aunque no sean declarados se convierten en nuestros enemigos y aunque algunas veces no existan conflictos o palabras de odio, se sabe que son tus enemigos por todos los que te conocen.

Y aunque no debería ser, muchas veces pensamos cosas realmente malas sobre esos enemigos y les deseamos una que otra desgracia para que pague por lo mal que nos ha hecho o simplemente porque son personas que no tragamos.

Pero existen de malos deseos a malos deseos y hay algunos realmente malos y trágicos que nadie en el mundo le desearía ni a su peor enemigo, esas situaciones verdaderamente desastrosas y terribles que cuando nos suceden son lo peor del mundo y es por eso que ni siquiera a nuestro más profundo y viejo enemigo se las desearíamos porque son como tragedias griegas que nadie merece vivir.

1. Cortadas con papel.

Esas que duelen como pegarle a Dios. Malditas cortadas de papel.

2. Que se rompa un cierre.

Estas cosas ya no tienen reparación alguna, es terrible.

3. Tijeras para desempacar tijeras.

Esto es como una maldición del universo.

4. Que el cuchillo se destruya.

Y peor si era tu favorito o el único que tenía buen filo... pero no un buen mango.