Somos simplemente mortales

#sociedad
Tuul Comunidad
Tuul Comunidad Unirse Por Un poco de todo / 2019-07-24 / 2 visitas
En el mundo las posibilidades de encontrar algo que nos apasiona son infinitas, pero muchas veces no consientes que no somos más que mortales vivimos una vida, que no satisface nuestra existencia seamos conscientes que nuestro deber es ser felices.

Hace unos días veía un tributo que unos artistas realizaban para conmemorar la vida de un gran cantante, un sentimiento de desesperación invadió mi pecho, al pensar en lo frágil que es la vida, ni siquiera una leyenda se salvó de las garras de la muerte, es en momentos así que la vida pesa más, y sientes que la mortalidad se vuelve un regalo y una maldición a la vez.

Un regalo porque te ayuda a apreciar a las personas que amas, te ayuda a vivir con más intensidad, a ver la vida aun en su más banal expresión como el máximo de los privilegios, eres feliz de sentir, de amar y hasta en el odio, encuentras aprendizaje y sabiduría. Pero una característica del ser humano es el miedo a lo desconocido por eso en muchas ocasiones no nos atrevemos a dar un paso importante, por miedo a lo que pueda suceder después, y eso es la muerte, el territorio más oscuro y desconocido que la raza humana jamás ha experimentado. Entonces si somos mortales, y en un momento determinado nos embarcaremos en un viaje a lo desconocido para no volver jamás, si el lugar donde terminaremos es en una tumba donde nuestros huesos desaparecerán y lo único que quedara para recordarnos serán unas cuantas fotografías, entonces ¿porque he de seguir las reglas que me impone la sociedad? ¿quién estableció que debo estudiar para ser alguien en la vida? ¿quién dijo que debo trabajar 10 horas diarias? y peor en un trabajo que ni me satisface y a duras penas me da para comer, ¿quién le dio el valor al dinero? si eso son solo pedazos de papel, que ni se pueden comer, ni dan oxígeno, pero bien que nos volvemos locos por tenerlos, es como si viviéramos una vida que ya está escrita sin nuestro consentimiento, que desde el momento de nuestro nacimiento se nos dice como el mundo funciona y no nos queda nada más que obedece.

Actualmente tenemos el privilegio de vivir en la era de la tecnología, particularmente creo que esto ha ayudado mucho a que las personas se den cuenta que alcanzar los sueños debe ser una meta de vida, tristemente aún seguimos viendo el éxito en base a dinero, existe una práctica Budista que me parece es sensacional, consiste en buscar la felicidad a través de otros, viendo a todas las personas a nuestro alrededor como hermanos y hermanas con el mismo objetivo, vivir una vida plena y feliz, si botamos la envidia y ese empeño que tenemos por competir unos con otros y nos ayudáramos, seguramente nos quitaríamos la venda de los ojos y entenderíamos que la vida se trata de compartir y no de enriquecerse como tanto se cree, me parece que si dejáramos de lado el pensamiento egocéntrico podríamos por fin dejar las reglas sociales de una vida perfecta y encontraríamos el camino indicado para que nuestro paso por la tierra sea significativo.

posibilidades

 

Hay una infinidad de posibilidades afuera, encontrar algo que te apasione y que sea algo que quieres hace de por vida no es difícil, solo basta con buscar en tu interior, todo está ahí, aprende cosas nuevas, disfruta del amor, de tus relaciones interpersonales, no limites tu mente. Creo firmemente que un día empezaremos a enseñarle a nuestros niños a ser felices, y no extenderemos más la enseñanza banal que se les da en este momento, les enseñaremos a ser compasivos, a tener respeto por los demás, la importancia de ser buenos ciudadanos y buenos con el ambiente, para ya no crear robots que viven una vida con esperanzas vacías de que algún día alcanzaran la plenitud de una existencia valiosa.

Nunca es tarde para empezar a tener la vida que deseamos, nunca es tarde para convertirte en un rebelde que marque sus propias reglas y tome las riendas de su destino, creyendo siempre en que en cada humano hay una capacidad que se puede explotar y que no hay necesidad de competir entre nosotros, el mundo es un lugar inmenso donde los sueños de todos pueden hacerse realidad, y ganamos más motivando a alguien, que sintiendo envidia de su progreso. Somos tan vulnerables a tantas cosas, que nuestra mortalidad es evidente en cada paso que damos, estamos jugando al sorteo de un premio que nadie quiere pero que tarde o temprano todos recibiremos, entonces ¿porque hemos de vivir una vida con reglas absurdas?. La humanidad necesita ser más critica en lo que a vivir concierne, es tiempo de ser valientes y ser felices cada día y minuto.

¿Qué estamos esperando para darle un abrazo a la existencia?

¿Qué estamos esperando para bailar bajo la lluvia?

Quejémonos menos y vivamos más, disfrutemos más, entendiendo que nuestros minutos y segundos son contados.


¿Qué opinas?

Unirse o Regístrate para comentar este contenido
Cargando...