Tlacaélel
Tlacaélel 915 puntos 29/02/2020 66566 visitas Reportar

Al día de hoy la opinión generalizada del mexicano promedio es que a la llegada de los españoles, los nativos abrazaron con amor la religión católica, esto, dicen, por el hartazgo que les había causado la religión que profesaban donde cualquiera podía ser sacrificado.

Sin embargo, este argumento carece de todo valor pues, los mexica por ejemplo, estaban acostumbrados durante toda su existencia a presenciar estos actos y estaba plenamente convencidos de que el sol requería sangre humana para continuar con su tránsito, así que es impensable que alguno de ellos se opusiera a la creencia más sagrada de su sociedad (si en estos tiempos los religiosos difícilmente cambian de opinión aún teniendo más información a la mano, imagina en aquel entonces).

 

Bartolome

Lo que muchos ignoran es que la conversión al cristianismo fue más dura y más cruel de lo que se nos ha contado:

"El Imperialismo español trató de justificar sus actos a través de su misión cristiana. La conquista era una empresa cristiana porque destruía una civilización pagana y la encomienda y el corregimiento eran instituciones cristianas porque aseguraban una sociedad cristiana...

Algunos indios eran comisionados para asegurar la asistencia a misa y las personas que no asistían eran castigadas. El castigo y la fuerza desempeñaron un papel mayor en la conversión de México de lo que suele reconocerse.

En los procedimientos de convocatoria en las doctrinas, los indígenas eran reunidos y contados, y los ausentes eran azotados después.

El trabajo forzado para fines religiosos se desarrolló en los años de 1530 y 1540 a través de diversos recursos que tienen una estrecha relación con la encomienda."

Charles Gibson, "Los aztecas bajo el dominio español"

Como puedes apreciar, los españoles justificaron su guerra, su invasión, su saqueo y sus abusos en general, en la conversión de las sociedades nativas al cristianismo, es decir, si asesinaban a alguien era por haber ofendido a la iglesia, si esclavizaban a alguien era un castigo por renegar de la iglesia y así con todo.

Por lo anterior, si un español era acusado de crueldad, se justificaba diciendo que todo lo hacía en nombre de su dios, ya sea para defenderlo o para que los demás lo respetaran o le temieran.

Con dichas medidas, los nativos no tuvieron otra opción que comenzar a abrazar la fé católica o de lo contrario sabían las consecuencias que les esperaban.

Te puede interesar:

-Para Nezahualcóyotl, hacerle daño a una mujer ameritaba la muerte

-Las porquerías que los españoles trajeron a América

Una vez desprovistos de la fe en su antiguo credo, los nativos quedaron en la orfandad espiritual, es decir, lo que ellos consideraban su creencia más sagrada había sido pisoteada, sus dioses no acudieron en su auxilio y su fe y su ánimo cayeron por los suelos:

"Los indios eran niños, de cera blanca, que podían ser moldeados en cualquier forma deseada. Necesitaban de padres y maestros que los criaran y los guiaran."

"El reino milenario de los franciscanos en el Nuevo Mundo" John Leddy Phelan

Por su puesto que los nativos se encontraban vulnerables y esto lo sabían muy bien los frailes de la época, así que una vez con la mente y el corazón en blanco, aprovecharon para insertar una nueva religión.

Sin embargo los sacerdotes, curanderos y brujos poseían una fe más fuerte y un espíritu más determinado, así que continuaron ejerciendo su religión y sus ritos a escondidas de los españoles ¿por qué a escondidas? porque la religión católica comenzó a darles cacería:

"Y entonces vino a aparecer, el que llamaban Necoc Yautl...preguntaba a la gente por los libros antiguos, el copal. Una vez vino a ser apresado, en una trampa como huacal. En el mercado lo azotaron delante de fray Luis de Fuensalida, delante de la gente. Entonces comenzó a buscarse a los tlacatecólotl (hombres buhos) (hechiceros, sacerdotes indígenas)..."

"Crónica de Tlaxcala" Juan Ventura Zapata

Con éstas acciones, la iglesia católica comenzó a dar muestras públicas de lo que sucedería con aquellos que siguieran profesando sus antiguas creencias, así que los nativos que aún retaban a los españoles comenzaron a declinar.

Aunado a lo anterior, los españoles comenzaron a derribar los templos nativos y colocaron encima templos católicos, como es el caso de la Basílica de Guadalupe encima del templo de Tonantzin en el Tepeyac:

"...los indios habían respondido siempre quemachca "Si", a las enseñanzas cristianas, porque veían que de ese modo los frailes aceptaban a su vez compromisos tales como fomentar un nuevo culto en el antiguo santuario de Tonantzin en el Tepeyacac..."

"Los franciscanos vistos por el hombre náhuatl" Miguel León Portilla

Esto hasta cierto punto fue tolerado por los nativos, quiénes vieron en ésta farsa la oportunidad de seguir acudiendo a sus antiguos lugares sagrados:

"Allá se estableció en Tepeyacac nuestro padrecito, el llamado fray Juan de Rivas. Entonces empezó la creencia, el cristianismo y también se bautizó a la gente y se casó."

"Historia Tolteca-chichimeca"

 

Tlacaelel

Pero el exterminio de la fe nativa en sus antiguos dioses no fue un proceso sencillo ni mucho menos corto, pues incluso en el año de 1539 un nieto de Nezahualcóyotl se mantenía firme ante el embate católico, algo que le salío muy caro:

"En junio de 1539, acusado de haberse expresado en contra de la fé cristiana y sus ministros y de haber reincidido en la idolatría, nada menos que un hijo de Nezahualpili y nieto de Nezahualcóyotl, Don Carlos Ometochtzin, señor de Texcoco, fue puesto en prisión.

...según los testigos, había expresado Don Carlos Ometochtzin...que los frailes quieren obligar a los indios a apatarse de cuanto da placer, pero no obran así respecto de los españoles."

"Los franciscanos vistos por el hombre náhuatl" Miguel León Portilla

Ometochtzin denunció en aquellos años que los frailes obligaban a los nativos a apartarse de los placeres pero no actuaban igual con los españoles, algo que le causó molestia y que finalmente lo llevó a la muerte.

Con el tiempo, una vez que los frailes convencieron a los nobles nativos de abrazar la fe cristiana, fueron ellos mismos quienes comenzaron a crear leyes contra los plebeyos que se opusieran a la iglesia en cualquier forma:

"Y si alguno de nosotros echara a perder esto, se opusiese a ello, será desterrado, se le darán cien azotes y será puesto en la cárcel..."

"Donación de tierras y macehuali a la Cofradía de la Asunción. Años 1532-1554"

Te puede interesar:

-México, el país donde todos creen tener ascendencia europea

-10 libros para comprender el México prehispánico que no te pueden faltar

Sin embargo, la fe cuando es poderosa, es algo que difícilmente se abandona y los frailes lo sabían muy bien y notaron que mientras los nativos no eran vigilados, llevaban a cabo en las iglesias los ritos y cantos a sus antiguos dioses:

"...digo que no se debe disimular ni permitir...sus idolatrías, cantos y lamentaciones, los cuales cantan mientras ven que no hay quién los entienda presente. Empero, en viendo que se les entiende, mudan el canto..."

"Historia e las Indias de Nueva España e Islas de Tierra Firme" Fray Diego Durán

Como puedes ver, todo ello se encuentra documentado en diversos libros, sobre todo en los escritos por autores españoles y nativos de la Nueva España tal como lo relatan los trilingûes, que son los sabios nahuas en los que Bernardino de Sahagún se apoyó para escribir "Historia genera de las cosas de Nueva España"

"...nosotros lo vimos, nos consternó, con ésta triste suerte fuimos destruidos..."

"Códice Florentino" Bernardino de Sahagún

Aquellos hombres eran llamados “los trilingües”, porque dominaban a la perfección el náhuatl por ser su lengua madre y también podían hablar español y latín. Entre ellos se destacaban el representante del reino de Azcapotzalco, Antonio Valeriano, los representantes del reino de Tlatelolco, Martín Jacobita y Pedro de San Buenaventura, y el representante del reino de Cuautitlán, Alonso Bejarano. Todos ellos tenían esos nombres y apellidos por haber sido bautizados en la fe católica, que era ya obligatoria para todos los nativos.

Incluso el mismo Sahagún reconoce los atropellos de los españoles:

"...fueron tan atropellados y destruidos ellos y todas sus cosas, que ninguna apariencia les quedó de lo que eran antes"

"Historia general de las cosas de Nueva España" Bernardino de Sahagún

Tal fue el éxito de ésta misión evangelizadora que en 1537, los españoles ya conocían muy bien todas las tácticas para evangelizar a todos los pueblos nativos que se encontraran y es más, encontraron la clave para mantenerlos esclavizados durante siglos:

"Los indios tienen mucha capacidad, pero los instruidos se vuelven menos dóciles y resignados que los ignorantes, entonces cristianicenlos más no los eduquen"

"Historia eclesiástica Indiana" Fray Jerónimo de Mendieta

¿Que te parece? Así es como tus padres, familiares, amigos y conocidos heredaron la religión que hoy domina a México.

 

Cholula

 


¿Qué opinas?


hanzmatti 20 puntos Wednesday 20th of May 2020 10:12:12 PM
Que la mayor parte de esto es leyenda negra contra la Iglesia, gracias a la cual cesaron esos sacrificios humanos injustificados._
Responder
xavier MGSR100310 25 puntos Tuesday 2nd of June 2020 06:20:34 PM
a weno pa sabe :D
xavier MGSR100310 25 puntos Tuesday 2nd of June 2020 06:20:18 PM
a weno pa sabe :D
Loading...
See more replies
Loading...
Ver más comentarios