Prepárate para sorprenderte con estos fenómenos naturales increíbles que suceden en nuestro planeta.
Cosas Inéditas
Cosas Inéditas 22 puntos 21/08/2019 17 visitas Reportar

Muchas veces la naturaleza nos sorprende con sucesos extraños y muy fuera de lo común. Estos han cautivado y dejado perplejos a millones de seres humanos desde la antigüedad hasta nuestros días. Hoy les dejo una lista con algunos de ellos con una breve explicación de lo que se sabe acerca de ellos.

Prepárate para sorprenderte con estos fenómenos naturales increíbles que suceden en nuestro planeta.

Haz también que tus recuerdos de las vacaciones sean todavía un poco más especiales. Solo tienes que viajar a los destinos donde se pueden ver algunos de estos fenómenos naturales raros tan espectaculares. Desde nubes con formas extrañas hasta parques geológicos, estos sucesos mágicos harán que tu viaje sea todavía más memorable.

1. El Síndrome de Origen de Alejandría

Crédito: Tu cosmopolis

Teóricamente, el síndrome de Alejandría es consecuencia de una mutación genética que convierte a las personas en seres humanos con unas cualidades extraordinarias. Como consecuencia de esta mutación, los ojos se volverían violetas, la piel extremadamente clara (que curiosamente no se quema con la exposición solar) y el cabello se torna castaño oscuro, aunque no tienen vello corporal. Lo curioso del caso es que a estas personas se les atribuyen capacidades únicas, pues las mujeres no tienen ciclo menstrual pero pueden tener hijos, sus sistemas inmunológicos son infranqueables, sus cuerpos bien proporcionados nunca ganan peso y encima aparentan 5 o 10 años menos. Ciertamente, no parece muy verídica esta historia, pero menos verídica parece cuando uno se entera de que esperanza de vida de estas personas estaría en 120-150 años. Y es que gran parte de los mitos acerca de este fenómeno tienen que ver con su evolución. Las personas con síndrome de Alejandría nacen con ojos azules, pero al cabo de un tiempo (a los seis meses) y debido a la mutación genética, se transforman en violetas. Esta condición se suele dar, sobre todo, en personas caucásicas. Durante la pubertad, el tono se convierte en más oscuro. Pero el color de los ojos, aunque puede ser llamativo, no es lo más perturbador de esta historia. Por ejemplo, que a pesar de la tonalidad pálida de la piel, estas personas no se queman al sol. Además, resulta que gracias a una mutación genética el envejecimiento se detendría alrededor de los 50 años, y supuestamente no es a partir de los 100 años de edad cuando estos individuos comienzan a parecer personas mayores.

2. Espejismos

Crédito: Respuestas.tips

El espejismo es una de las ilusiones ópticas más conocidas en todo el mundo gracias no solo a las numerosas películas que se desarrollan en los desiertos, donde sus protagonistas creen haber encontrado la salvación por el “hallazgo” de un supuesto lago, sino también porque es un fenómeno que seguramente en más de una ocasión has experimentado, sobre todo si has viajado por carretera en los momentos más cálidos del verano. La explicación física a los espejismos debemos buscarla en el efecto óptico que produce la refracción de la luz, el mismo fenómeno que hace que al introducir un lápiz en un vaso de agua, parezca que el lápiz se ha quebrado en dos. Esto ocurre debido al cambio de densidad entre los dos medios, el líquido y el gaseoso, que provoca un cambio en la velocidad de la luz que conlleva a una desviación del ángulo. En este caso ha ocurrido una refracción parcial. Ahora bien, cuando las capas de aire adquieren temperaturas diferentes, como ocurre en la superficie caliente del asfalto, la densidad también varía entre ellas de modo que, cuando la luz solar las atraviesa, ocurre el mismo fenómeno de refracción pero de una manera superficial, produciéndose una refracción total que hace que la superficie refleje el entorno como si fuera un espejo, dando origen a los espejismos.

3. Tsunami de Hielo

Crédito: Revista Semana

Los tsunamis son un fenómeno aterrador de la naturaleza, causan grandes destrozos materiales y pérdidas de cientos o incluso miles de vidas humanas. No obstante, hay un tipo de tsunami que no causa tantos daños y que proporciona un espectáculo digno de ver, los Ivu o los tsunamis de hielo. Los tsunamis de hielo son un fenómeno meteorológico muy raro que ocurre en los climas muy fríos. Se producen principalmente en lagos congelados y necesitan de condiciones muy específicas para producirse. El primer factor necesario para que ocurra un tsunami de hielo es que comience el deshielo, por lo que se dan a finales de invierno y/o principios de primavera. El hielo debe de estar agrietado y separado en distintos bloques o láminas lejos de la orilla. Finalmente, deben de haber vientos sostenidos en dirección a la costa durante un largo periodo de tiempo. La fuerza del viento empuja las láminas de hielo hacia la costa, las cuales se frenan al tocarla, provocando que las láminas que vienen detrás se suban sobre estas dándole la forma de una ola de hielo.

4. La nube Undulatus Asperatus

Crédito: Sr Ocho

Undulatus significa ondulado y asperatus agitado, el nombre en latín significa «olas agitadas.» Undulatus asperatus es una formación de nubes poco común que en 2009 se propuso como una nueva categoría de nube. Según el Servicio Meteorológico Nacional de EEUU es probable que las undulatus se conviertan en la primera formación de nubes añadida desde 1951 a la Cloud Atlas Internacional de la Organización Meteorológica Mundial. Estas nubes ominosas se pueden observar justo antes de una tormenta eléctrica. Lo que estas nubes realmente representan es un movimiento ondulatorio turbulento. Según Graeme Anderson, del Departamento de Meteorología de la Universidad de Reading, el movimiento ondulado del aire se hace visible en forma de ondulaciones (ondas) de la bases de la nubes.

Cosas Inéditas 22 puntos Friday 6th of September 2019 03:54:42 PM
Un fenómeno único.
Responder
Loading...
Ver más comentarios